PODOLOGÍA

Podología en SANTANDER

Conoce la importancia de la Podología en Santander gracias a Losada y Asociados.

El Podólogo es un profesional cuyo trabajo es realmente importante para la salud de las personas. De manera preventiva, las consultas para revisar pies y tobillos son muy beneficiosas para las personas. En este sentido, debemos recordar que todo el cuerpo humano funciona como un solo engranaje, en donde cada pieza debe ser atendida y revisada periódicamente.

La podología es una herramienta que los pacientes pueden usar para apoyarse si decidieron hacer ejercicios de lleno, o simplemente correr. Además es una buena forma de conocer más de la anatomía y de diagnosticar posibles enfermedades en las zonas más bajas del cuerpo.

¿Qué hace un podólogo?

Un Podólogo es un profesional que diagnostica, trata y previene alteraciones o patologías en los pies y tobillos. Además, estudia la relación de éstos con el resto del cuerpo humano para tener un control general de los casos y así recomendar a otros especialistas para que los pacientes se recuperen al completo.

Este experto tratará lesiones en pies, tobillos, rodillas, problemas para caminar, pies planos, dedos en garra. También atiende las particularidades en las personas de la tercera edad, la utilización de plantillas, callos, durezas y efectos secundarios del sintrom. Asimismo, maneja uñas encarnadas e infecciones. En este sentido, es de recordar que cada órgano del cuerpo tiene sus propias particularidades. En razón de ello, se hace necesario acudir a un especialista que sea capaz de diagnosticar el padecimiento que se sufre.

En España para, poder ejercer esta profesión, se requiere de una Titulación Universitaria de Podología, la cual dura 4 años. Además se debe estar inscrito en el Colegio Profesional de Podólogos de la Comunidad Autónoma donde se ejercen las actividades.

Diferencia entre podólogo y pedicuro

El Podólogo es un especialista competente que trata la estructura, además del funcionamiento, de los pies. Al ser tan compleja esta extremidad del cuerpo, el profesional de esta área requiere de estudios profundos. Así, encontraremos que dicho profesional conoce a cabalidad la anatomía de estas extremidades y, en razón de ello, es capaz de diagnosticar problemas de diferente índole, como alteraciones, problemas biológicos o físicos.

Por su parte, dicho experto debe desarrollar habilidades necesarias para elaborar tratamientos específicos por medio de los procesos terapéuticos correspondientes a su disciplina. En consecuencia, debe tener conocimientos farmacológicos para indicar determinados medicamentos ante una afección. Igualmente, debe ser capaz de recomendar, e incluso diseñar, instrumentos (como plantillas) a ser incorporados en los zapatos a objetos de aliviar una dolencia.

En cambio, un Pedicuro es una persona que no necesariamente debe tener conocimientos a nivel superior para realizar tratamientos estéticos en los pies y las uñas. Es decir, se trata de una persona con una aplicación más estética que terapéutica al cuidado de estas extensiones del cuerpo.

Dicho experto, trabaja de manera superficial en el cuidado integral de la zona en cuestión y los tratamientos no son complejos ni profundos. Evidentemente no se pueden solucionar patologías con la pedicura. Su función está referida principalmente a la apariencia, más que a al funcionamiento o salud de los pies y uñas.

Beneficios de acudir al podólogo

Acudir al Podólogo debería ser una prioridad así no se tengan afecciones, aunque sea para prevenir y descartar anormalidades en el futuro. Nunca está de más asistir a uno de estos especialistas para evitar problemas o dolencias.

Dentro de las ventajas que encontramos en la atención de este profesional, podemos mencionar:

❶ Es bastante efectivo en el tratamiento de problemas de lumbago y para caminar.
❷ Se logran soluciones efectivas en padecimientos asociados al sistema muscular y osteoarticular.
❸ Logra atender a problemas para ponerse los zapatos, con callos, juanetes, uñas y papilomas.

Se debe tomar muy en cuenta que los pies soportan todo nuestro peso día a día y por eso hay que cuidarlos. Agendar una cita para examinarse los pies es una buena forma de agradecerle al cuerpo transportarnos continuamente.

Tratamiento en podología

Tras un estudio de los pies y su posterior diagnóstico, se pasa a realizar un tratamiento para curar las afecciones o mejorar las condiciones del paciente. Algunos de los procedimientos más comunes son: 

  • Ortopedia

Este procedimiento busca determinará cuál es la alteración anatómica y dispondrá para el paciente productos de ortopedia que modifiquen la estructura de los pies o la zona afectada.

  • Atención de Juanetes

Este es un problema que afecta tanto a hombres y mujeres debido al uso de calzado inadecuado. Para eliminarlos, se requiere de una intervención quirúrgica con anestesia local para realinear el hueso con el dedo. Todo ello, con miras a mantener dicho hueso recto.

  • Uñas encarnadas

Causado por uñas mal cortadas y calzado inadecuado, puede causar infecciones. En este caso, mediante una intervención, el profesional extrae la uña que causa el problema y ofrece recomendaciones para evitar problemas a futuro.

Podólogo precios

Agendar una cita en nuestro centro es sumamente sencillo. Los precios son accesibles por cada consulta. De igual manera, con independencia de su coste, debemos recordar que todo dinero en materia de salud es una inversión para mejorar nuestra calidad de vida. De igual manera, nos ayudará a evitar complicaciones o afecciones de mayor envergadura a futuro. 

CONTACTA

Rellena el formulario y uno de nuestros especialistas se pondrá en contacto contigo para darte el mejor asesoramiento.